PRÁCTICA PEDAGÓGICA INVESTIGATIVA
RELACIÓN DE LA INVESTIGACIÓN CON EL MEDIO
En el presente escrito se expondrá la relación existente entre el proceso de investigación con determinado contexto y con los individuos del mismo. De igual forma, al abordar este tema, se resalta la importancia de la ejecución de técnicas variadas de investigación, permitiendo al investigador el acceso a situaciones problemáticas halladas en la lectura de contextos mediante la observación cualitativa.
Como es bien sabido, el proceso de investigación incluye diversas técnicas de recolección de datos, una de las cuales es la observación. Se menciona esta como punto de referencia, puesto que es a partir de allí donde se ejecuta el proceso en mención, siendo la que nos permite estudiar, identificar y analizar todo tipo de problemáticas presentadas en un entorno determinado.
La observación es un método mediante el cual se adquiere la información para llegar a un fin y darlo a conocer; parte en primera instancia de la recolección de datos brutos o sensoriales. “La técnica de la observación y la codificación de un conjunto de comportamientos de los individuos en medio natural como también de las características del entorno”.
A través de la observación, se evidencia claramente los vínculos existentes entre el individuo y el entorno, que servirán como punto de partida en el inicio de esta etapa. El medio se relaciona con la persona debido a que esta ultima parte del primero; se desenvuelve allí, se encuentra en constante contacto directo con el mismo y desarrolla en ese lugar sus capacidades.
La familia, como célula primordial de la sociedad representa el primer contexto o espacio social en donde el ser humano evoluciona, por consiguiente desde allí emanan las diferencias del sujeto en relación con las de sus semejantes, creando así problemáticas a causa de todos los aspectos individuales que convierten a una sociedad heterogénea.
Cada persona, cada ser humano con sus particularidades es la encargada de que en su espacio circundante se presenten modificaciones o cambios, que para bien o para mal implican transformaciones y constantes procesos de renovación y estructuración de la realidad de ese entorno.
Cada individuo desde su nacimiento, adquiere la posibilidad de interactuar con el medio y las demás personas que lo rodean. Es por este motivo que el ser humano siempre debe estar relacionado con su espacio y entorno social, con la integración permanente en la sociedad.